fbpx

El curso escolar ha comenzado de una manera bastante diferente, pero el huerto no cambia, sigue ofreciéndonos todo su potencial en esta nueva normalidad. Por lo que los alumnos vuelven a las aulas y el huerto vuelve a brotar en cada uno de los centros escolares de la capital malagueña en esta vuelta al huerto escolar 2020-2021.

«Huerto escolar: Siembra y Aprende» 2020-2021

El Área de Sostenibilidad Medioambiental del Ayuntamiento de Málaga sigue en su propósito de que todos los centros escolares de la ciudad tengan su huerto escolar impulsando otro curso más este proyecto de «Huerto Escolar: Siembra y Aprende» y sigue confiando en la experiencia de Huertum para llevar a cabo este precioso proyecto.

Los centros escolares ven el huerto como una oportunidad de tener un aula más, y además no una clase normal, si no un aula abierta donde cualquier asignatura puede basarse y poner en práctica su temario, desde el el ciclo de vida de las plantas en naturales o biología hasta el cálculo del área del huerto o el volumen de agua que necesitamos para regaren matemáticas. También puede servir de inspiración para la clase de lengua y literatura, o ser la imagen perfecta para plasmar en la clase de plástica.

Tanto los centros que aún no tienen huerto escolar como los que ya lo tienen y necesitan un empujoncito para mejorarlo y ampliarlo tienen nuestro apoyo, les ofrecemos recursos materiales y técnicos para conseguirlo. Para ello desarrollamos el programa en diferentes fases, todas ellas adaptadas este curso a los protocolos de seguridad:

Fase 1: ¿Qué haremos en el huerto?

En esta primera fase realizamos una visita técnica al centro durante la decidimos las acciones a realizar, como la mejor ubicación del huerto según las horas de exposición solar o su accesibilidad para que los alumnos puedan llegar y acceder a su totalidad sin problemas, así como las necesidades especiales que deba tener cada uno según el centro.

En esta fase encontramos un poco de todo: centros con un gran terreno fértil sobre el que plantar, centros con un gran terreno pero sin las características necesarias para un buen desarrollo de los cultivos o centros con únicamente cemento como base para el huerto. Pero tenemos soluciones para hacer huertos adaptados a todas estas situaciones.

Fase 2: La formación

En esta fase se realiza la imprescindible formación, pero en esta ocasión no será a los alumnos, si no a los profesores. Encontramos docentes q los que el huerto les motiva y les hace implicarse muchísimo pero no todos tienen los conocimientos necesarios para montar y mantener su huerto escolar, por lo que reciben toda esta información para que la trabajen ellos y puedan hacérsela llegar a sus alumnos y ponerla en práctica en el huerto.

Fase 3: ¡Manos al huerto!

¡Por fin llegó el ansiado momento! Lo hablado en la Fase 1 se materializará y nos pondremos manos al huerto. Al terminar esta fase el huerto escolar quedará totalmente terminado, habremos creado las diferentes parcelas o montado los diferentes recipientes, habremos aportado el sustrato y el abono necesario para el perfecto crecimiento de los cultivos, habremos plantado los plantones propios de la temporada y hasta dejaremos el huerto bien regadito para que estos plantones tengan una correcta adaptación a su nuevo lugar.

Un perfecto ejemplo de cambio radical y centro implicado en su huerto es el IES Cánovas del Castillo. En las siguientes imágenes podemos ver el potencial que puede tener un terreno aparentemente baldío pero con implicación del profesorado y las ganas y perseverancia de los alumnos esta zona se convirtió en un huerto precioso y repleto de vida.

Terreno vacío
¿Y qué hacemos aquí?
Alumnos plantando
¡Pues unas parades en crestall! Con la ayuda imprescindible de estos alumnos tan apañados plantamos hortalizas, aromáticas, flores comestibles y patatas!
Huerto plantado
Siembra, riega y…
Huerto plantado
Disfruta y por supuesto.. ¡cosecha!

Tras 86 centros con huertos implantados en 3 cursos escolares, y otros 46 nuevos que entrarán a formar parte de la «Red de Huertos Escolares» promovida por el Ayuntamiento de Málaga, más de la mitad de los centros de la capital habrán pasado por este programa y son un poco más verdes y saludables!